Entradas

Stratovarius

El 6 de Mayo, vía earMUSIC, STRATOVARIUS lanzará un disco recopilatorio llamado simplemente «Best Of«, que incluirá veintinueve grandes éxitos de los dieciséis álbumes de la banda, además de un tema nuevo, «Until The End Of Days«.

Este «Best Of» vendrá en un formato estándar de 2 CDs, uno limitado de 3 CDs y para descarga. Las ediciones de CD tendrán material exclusivo con notas escritas por Jens Johansson y material gráfico del archivo privado de la banda. La edición limitada incluirá un disco bonus de sesenta minutos, con la presentación de la banda en el Festival de Wacken 2015. Los temas han sido remasterizados por Mika Jussila en los Finnvox Studios.

Jens Johansson comenta: «han pasado veinte años desde el álbum ‘Episode‘, estamos envejeciendo, pero este material suena fresco como nunca. ¿Será acaso que Stratovarius ha descubierto la fuente de la eterna juventud? Puedes sentirte más joven, y si bien no podemos realmente (legalmente) prometer que te sentirás más joven escuchando este álbum recopilatorio, podemos garantizarte una cosa: cuando lo pongas a través de tus parlantes, ¡sonará ‘hasta el final de los días’ («Until the End of Days»)! Para mí, es un testimonio del hecho de que prestar atención a la composición y producción fue caro, pero valió la pena. Las canciones, el sonido y las performances realmente han soportado la prueba del tiempo«.

Timo Kotipelto añade: «¡Wow! ¡20 años en Stratovarius han pasado a la velocidad de la luz! Aún recuerdo cuando me uní a la banda y estaba feliz de hacer algo de Power Metal. ¡Y estoy muy feliz de poder seguir haciéndolo después de todos estos años! Esta colección de canciones es una excelente selección, ¡y una buena manera de recordar la historia de la banda, del pasado al presente! Espero que lo disfruten tanto como nosotros seleccionando las canciones. Rock the Metal!«.

El tracklist del «Best of» de STRATOVARIUS será:

CD1
1. Until The End Of Days (nueva canción)
2. My Eternal Dream
3. Eagleheart
4. Speed Of Light
5. S.O.S .
6. Forever Free
7. Wings Of Tomorrow
8. No Turning Back
9. Break The Ice
10. Distant Skies
11. Will The Sun Rise?
12. A Million Light Years Away
13. Under Flaming Skies
14. Darkest Hours
15. Winter Skies
16. I Walk To My Own Song
17. Maniac Dance

CD2
1. Halcyon Days
2. Will My Soul Ever Rest In Peace?
3. Destiny
4. Paradise
5. Deep Unknown
6. Elysium
7. Black Diamond
8. If The Story Is Over
9. Unbreakable
10. Forever
11. Shine In The Dark
12. Hunting High And Low

La Edición Limitada tendrá un disco en vivo con el show de Wacken 2015, cuyo setlist es:

1. Intro
2. Black Diamond
3. Eagleheart
4. Against The Wind
5. Dragons
6. Legions Of The Twilight
7. Paradise
8. Shine In The Dark
9. Speed Of Light
10. Unbreakable
11. Hunting High And Low

Stratovarius

Luego de que el fallido festival Rockland haya forzado a STRATOVARIUS a reprogramar sus conciertos en Latinoamérica, los finlandeses ya tienen nuevas fechas para sus shows en Brasil y Argentina. Estos se suman a la fecha ya confirmada en México, la que deja la gira de esta manera:

9 de febrero: México – Ciudad de México (junto a HAMMERFALL y RHAPSODY OF FIRE)
12 de febrero: Brasil – Sao Paulo
13 de febrero: Argentina – Buenos Aires

Hasta el momento la banda no tiene concierto confirmado en Chile.

strato13cl-45

Los finlandeses tenían agendada una nueva cita con el público chileno para el sábado 12 de diciembre en el fallido festival Rockland. Además, su pasó por Sudamérica tenia fechas programadas en Brasil el 10 de diciembre y en Argentina el día 13 del mismo mes.

Luego de oficializarse la caída del festival, STRATOVARIUS comunicó que «por dificultades contractuales» se han visto forzados a cancelar su fecha en Santiago, lo que quiere decir que tendrán que posponer los conciertos de Brasil y Argentina para febrero. Las nuevas fechas serán anunciadas pronto por la banda.

Recordemos que STRATOVARIUS se encontrará en Latinoamérica el 9 de febrero para tocar junto a HAMMERFALL y RHAPSODY OF FIRE en México.

Stratovarius

La empresa PuntoTicket, encargados de vender los boletos para el fallido Rockland, oficializó la cancelación del festival que según la productora se debe a «motivos ajenos a la producción local».

Te dejamos el comunicado emitido:

Ami Live Singapur lamenta comunicar que el festival musical llamado Rockland Festival anunciado para el 12 de Diciembre del 2015 en el Centro Rinconada de Ciudad Empresarial – Huechuraba en Santiago de Chile, ha sido cancelado por motivos ajenos a la producción local.

Así también, queremos expresar nuestro sincero pesar al público, colaboradores y en especial a los clubes de Fans que han brindado su apoyo diario y compartido arduo esfuerzo junto con el staff de producción para que este evento se realice de la mejor manera posible.

Para el respetable público que adquirió tickets del evento, por favor solicitar su devolución con la correspondiente entrada (debe estar completa) en cualquiera de nuestros puntos de venta habilitados a partir del 02 de Diciembre de 2015 hasta el 02 de Marzo de 2016, fecha en donde PuntoTicket no aceptará más solicitudes de devolución.

PuntoTicket informó también que el reembolso del dinero se realizará de manera íntegra a través del mismo medio por el cual se realizó la compra, y de la siguiente manera:

  • En el caso de haber realizado el pago en efectivo, la devolución se efectúa de manera inmediata.
  • Si el pago se realizó a través de Transbank (Webpay), el reembolso se dará en un plazo de 25 días hábiles de acuerdo a sus propios procedimientos.
  • Para pagos realizados con Presto y tarjeta Ripley, el dinero se verá reflejado en su próximo estado de cuenta según fecha de facturación.

Aquellas personas que no hayan retirado sus entradas, la reversa se realizará de forma automática.

Si tienes cualquier duda, puedes haerlas llegar al mail ayuda@puntoticket.cl

Stratovarius

Los finlandeses fueron los primeros en anunciar su participación en el festival del 12 de diciembre junto a KREATOR a través de un evento de Facebook. Esta tarde, todos los asistentes al evento virtual fueron notificados de la cancelación de éste a través de la red social, como se puede ver a continuación:

stratorockland1

STRATOVARIUS mantiene las fechas fijadas en Brasil para el 10 de diciembre y Argentina el día 13. Se esperaba que la banda tocara en Santiago el sábado 12 en el mencionado festival.

stratorockland2

La organización no ha publicado anuncio alguno desde el 29 de octubre, cuando se anunció a ARIADNA PROJECT como uno de los participantes. Además, su fanpage de Facebook dejó de publicar el día 4 de noviembre. A 2 semanas del evento, las entradas siguen a la venta por sistema Puntoticket, donde se informa que la primera preventa de mil unidades (de $24.700) ya está agotada. En este momento, la fase de venta es de 2 mil unidades por $39.200.

cap-rockland

Stratovarius

Ya se están vendiendo las entradas para el festival Rockland, que tendrá entre otros a STRATOVARIUS y KREATOR. El encuentro se realizará el sábado 12 de diciembre desde las 11:00hrs. en el Centro Rinconada de Ciudad Empresarial, recinto al aire libre, y contará con 2 escenarios.

Los boletos están a la venta por sistema Puntoticket, tiendas Ripley, Cinemark y tiendas Hites con los siguientes precios (más cargo por servicio):

Preventa 1 General: $22.000 + $2.700 = $24.700 (1.000 unidades)
Preventa 2 General: $35.000 + $4.200 = $39.200 (2.000 unidades)
Preventa 3 General: $55.000 + $6.600 = $61.600 (3.000 unidades)
Preventa 4 General: $60.000 + $7.200 = $67.200 (4.000 unidades)
General: $70.000+ $8.400 = $78.400
Vip: $115.000 + $13.800 = $128.800 (2.500 unidades)

*Evento para mayores de 8 años.
*Menores de 12 años no pagan entrada.
*Menores de edad deben ir acompañados de un adulto.

Rockland también anunció que serán 20 bandas, de las que ya están confirmadas LACRIMAS PROFUNDERE, MALÓNDORSO, DIFONIA y LOS MOX.

Rockland | 12 de diciembre 2015

Stratovarius

El festival que anunció el regreso a nuestro país de STRATOVARIUS y KREATOR ha definido lugar. Rockland se realizará el sábado 12 de diciembre en el Centro Rinconada de Ciudad Empresarial, recinto al aire libre.

El encuentro también definió la participación de LACRIMAS PROFUNDERE, MALÓN y DORSO. Pronto se darán a conocer más bandas, además del precio y venta de entradas.

Rockland | 12 de diciembre 2015

Stratovarius

STRATOVARIUS anunció esta mañana una serie de fechas por Sudamérica para fines del presente año, donde se destaca el sábado 12 de diciembre en Chile en el marco del Rockland festival.

Del encuentro no se tiene mayor información, aparte de la participación de KREATOR, quienes también anunciaron ayer su participación en dicho festival.

Kreator en Chile 2015

kotipelto

RockOverdose entrevistó al vocalista de STRATOVARIUS Timo Kotipelto y le consultó sobre su habilidad vocal actual, en especial por su desempeño en el recientemente lanzado «Eternal«:

“Pienso que mi calidad vocal actual es mejor que en muchos años. Básicamente perdí mi voz completamente el 2010, en el tour con HELLOWEEN. Por lo que se agarré esta bacteria de la comida o lo que sea, y realmente arruinó mi vida por 2 años. Me costó 2 años tener mi voz de vuelta. Pero ahora es mucho más fácil cantar. Probablemente más fácil que cuando tenía 25. Todo parece cambiar cuando te vuelves más viejo. Para algunos es más difícil mantener las notas altas, pero en este album creo que hay notas muy altas, así como también hay unas muy bajas, hay mucha variedad. No es mi idea cantar lo más alto posible y alguna veces ni siquiera me gusta. Como cuando Tolkki compuso canciones como «Find Your Own Voice» ¿Qué mierda? ¿Por qué tengo que cantar como BJORK? No tiene ningún sentido. Pero quizás en ese momento lo tenía, Quizás él quería castigarme. La verdad es que no se. Pero ya termine con eso, puedo cantar muy alto y la gente que conoce STRATOVARIUS, saben que yo sé como cantar alto. Pero pienso que mi voz es mucho mejor cuando uso un registro alto que cuando uso un registro muy alto» comentó Kotipelto.

 

Hablar de Stratovarius es, básicamente, hablar de Power Metal sin más. Hablamos de quizás la banda que identificó el Power Metal durante la década de los 90′ y hasta principios de la década del 2000, momento en que definitivamente el derrotero de maravillas que era la mente de Timo Tolkki, genio guitarrista que fue capaz de componer los más grandes himnos de esta tan importante banda, se fracturó. En lo personal, podría identificarme como un viudo de Tolkki, pero más que de él, un viudo de quien fue, porque en realidad es fácil observar la discografía de la banda y tomar «Elements Pt. 1″ como su última obra maestra, en los próximos dos discos lanzados claro que encontramos excelentes temas, buenas composiciones, pero ya no es posible decir que grandes discos (hablamos de «Elements Pt. 2″ y «Stratovarius») y para qué hablar de los proyectos “tolkkianos” que siguieron a Strato. Aunque hay que ser justos, el demo de Revolution Renaissance grabado por Stratovarius tenía mucho potencial, mucho más del logrado por el proyecto del mismo nombre.

Una de las cosas que se puede apreciar como más anecdóticas de la banda es que en su actual alineación no existe absolutamente ningún miembro fundador (Staffan Stråhlman en las guitarras, John Vihervä en el bajo, Mika Ervaskari en los teclados y Tuomo Lassila en la batería y las voces). Si bien esta formación bajo el nombre de Black Water no alcanzó a grabar nada, éste fue el comienzo de todo, aunque finalmente el debut de Stratovarius, Fright Night, fue completamente compuesto por Tolkki, lo que marca claramente la importancia para el estilo de este otrora genio. Claro está que aunque «Fright Night», «Twilight Time», «Dreamspace» y «Fourth Dimension» son sendos discazos, no fue hasta que se conformó la formación clásica de la banda, esa que tenía a Tolkki en la guitarra, a Jörg Michael en la batería, Jens Johansson en los teclados, Jari Kainulainen en el bajo y Timo Kotipelto en las voces, que la banda explotó hacia la fama mundial con un sonido que todavía mueve corazones, yendo en escalada constante desde ese mítico «Episode», pasando por el «Visions», a gusto personal descansando un poco con «Destiny», pateándonos al cielo con «Infinite», relajándonos con «Intermission» para finalmente terminar esta tremenda escalada con «Elements Pt. 1″.

Aquí esa escalada de genialidad parece haber tocado su punto cúlmine ya que el próximo disco, Elements Pt. 2, si bien tiene buenas composiciones, no alcanza a ser un gran disco en comparación con sus antecesores, aunque estos dos últimos discos fueron creados juntos y lanzados con meses de diferencia, ya que originalmente sería un álbum doble. Entonces vino la debacle que todos recordamos, el grupo dividido en dos bandos, Tolkki con una supuesta crisis nerviosa que deriva en su diagnóstico de Trastorno Bipolar, el anuncio de Miss K. como nueva vocalista, las fotos de Tolkki ensangrentado, dimes y diretes, hasta que finalmente se anuncia la reunión y lanzan «Stratovarius», para muchos (y quizás sea así) el peor álbum de la banda, aunque no se puede negar que el contenido conceptual de las canciones de este álbum es bastante bueno, desgraciadamente lo musical deja mucho que desear y dificulta prestarle atención a lo demás. Kainulainen es despedido por Tolkki, la banda se vuelve a dividir, Tolkki anuncia que la banda muere, decide irse con las composiciones del nuevo disco y crear un nuevo proyecto con el nombre que tendría el disco, Revolution Renaissance, para finalmente dejarles el nombre de la banda a los tres “clásicos” que quedaban (Kotipelto, Johansson y Michael).

Entonces el 2009 empieza una nueva era para la banda con Kotipelto y Johansson componiendo y se nota, la influencia de los teclados y los sintetizadores es clara en «Polaris», «Elysium» y «Nemesis», lo que a muchos no terminó de convencer, especialmente a los “viudos de Tolkki”, pero que en ningún caso son malos discos, tampoco son excelentes ni los podemos emular con las obras de arte que nos dejó la formación clásica. Pero por fin llegamos al 2015 y Stratovarius realmente sorprende, porque tras escuchar lo nuevo de Cain’s Offering era fácil esperar algo así de recargado y que no llegara a cumplir las expectativas, pero nada más alejado de la realidad, del producto final, y la banda lanza este “Eternal”.

My Eternal Dream abre el disco y comienza con un toque sinfónico que decanta inmediatamente en una batería que nos recuerda a Michael y unos arreglos en que Johansson se luce, con el bajo de Lauri Porra (quien llegó a la salida de Kainulainen) creando una excelente base rítmica junto a la batería. Una de las cosas que más preocupa es lo forzada que se escucha la voz de Kotipelto desde su entrada, quien a pesar de hacer un buen trabajo no logra lucirse como lo hacía antaño, de hecho se mantiene en un registro parejo y bastante grave para lo que nos tiene acostumbrados, pero que de todas maneras, en su conjunto, lograrán reencantar a muchos de los que se sintieron “abandonados” por el nuevo sonido de la banda, un Power Metal digno de lo que todos esperamos de estos iconos del estilo.

Shine In The Dark se abre paso manteniendo el nivel con un Kotipelto mucho más cómodo y luciendo mucho más, lo mismo con la guitarra de Matías Kupiainen, regalándonos una lírica de agradecimiento a alguien, una letra fácilmente interpretable como una carta a una madre o padre, es un punto bastante alto en el disco, que nos devuelve completamente la fe en el grupo, esa misma fe que quizás tímidamente se asomaba con los últimos tres discos, con este tema se confirma fácilmente.

Lo siguiente, Rise Above It, inicia sin tanta intervención del teclado y derechamente con un juego de todos los instrumentos armando un ambiente de Power. No obstante, se mantiene a una velocidad menor a lo logrado en los dos temas anteriores, mostrando más poder que velocidad, sobre todo en las líricas y con un pasaje sinfónico con un coro de voces “oh” que le da un toque de magistralidad, acompañado de un excelente solo que ayuda considerablemente a no extrañar a Tolkki, lo que si consideramos el título y la lírica, parece ser la idea.

El álbum continúa con Lost Without A Trace, un comienzo bastante más nostálgico sin perder para nada la potencia, una muy buena midtempo en que definitivamente Kotipelto se escucha notablemente más cómodo. Una estructura a ratos pesada, donde el bajo parece ser el protagonista entre los demás, un pasaje a teclado y guitarra que lleva al solo del tema donde nuevamente se luce la guitarra y se convierte también en uno de los puntos más altos del disco, aunque por razones muy distintas a lo logrado en Shine In The Dark.

Feeding The Fire inicia con un pequeño guiño a la gran S.O.S. en los teclados, olvidándola rápidamente para dar paso a otra excelente composición. Una pieza que muestra lo sólida y madura que es ya esta nueva era de Stratovarius, manteniendo en alto los sentidos para lo que fácilmente podría convertirse en uno de los caballitos de batalla de este disco con el que no tendrían problemas en mover a un festival entero con una lírica que llama a ser el combustible del motor, a decidirse y actuar por lo que queremos, muy en la línea del mensaje en «Elements Pt. 1″.

In My Line Of Work comienza con un sonido muy espacial, a gusto personal, pero baja rápidamente a la Tierra regalándonos una pieza potente y con velocidad, donde las voces se ven constantemente apoyadas por los coros pero que no logran opacar el trabajo que logra Kotipelto, quien a estas alturas ya nos hizo olvidar el bajo nivel que nos entregó en la apertura del disco, lo que queda casi como anécdota y nada más. Aquí Johansson se manda un solo sobrio y preciso que nos recuerda no está tan loco como muchas veces parece, siendo el tema donde la batería menos luce pero manteniendo un buen nivel.

Man In The Mirror entra con la voz de Kotipelto apoyada por el bajo y el teclado, para dar paso a un pasaje un poco extraño, con toques electrónicos que no terminan de convencer del todo que luego se transforma en una potente declaración de principios, un llamado a luchar contra uno mismo, con una batería sumamente pesada, usando el doble bombo de forma precisa, lo que logra darle la potencia exacta al tema. Johansson se luce con la ambientación y en una especie de corto duelo con Kupiainen. Éste, si no fuera por ese extraño interludio electrónico, sería el punto más alto del disco, con potencia, velocidad, contenido y la oportunidad de todos para lucirse, una excelente pieza en un excelente disco.

Acercándonos al final aparece un himno como Few Are Those, la que inicia con un pasaje de piano que acompaña la voz de Kotipelto para dar paso a una potente interpretación, donde definitivamente Kotipelto se escucha cómodo y potenciado, funcionando excelente tanto en los pasajes lentos y bajos como en los altos y rápidos, dejando en claro que, al menos en estudio, no ha perdido su esencia, terminando el tema con un alargado fading. A estas alturas ya no se puede hablar de puntos altos del disco porque ya nos dimos cuenta que el disco completo es un punto alto que tiene puntos más bien moderados, porque tampoco podemos encontrar puntos bajos.

Antes de terminar: Fire In Your Eyes, la balada obligada en las obras de Stratovarius, esas composiciones donde a Kotipelto le gusta, desde siempre, mostrar que no es sólo un vocalista de metal, sino un gran artista. Esta powerballad, permite que toda la banda se luzca, manteniendo la potencia de la base que logran Pilve y Porra, además del ambiente que Johansson crea con sintetizadores y piano, la nostalgia que Kotipelto logra transmitir en su interpretación y Kupiainen que le logra dr un toque a “powerballad ochentera fresca del siglo XXI”, una muy buena composición que debes no conocer a la banda para que no te guste.

Como todo tiene su fin, llegamos a The Lost Saga, iniciando con un coro épico que recuerda piezas cinematográficas como El Señor de los Anillos se abre paso el tema más largo del disco (11:40), luego continua un acompañamiento metalero obvio a este comienzo para dar paso a un tema rápido, potente y épico, algo no muy común en la banda pero que funciona excelente, incluso recordando a algunos pasajes musicales creados por el gran Tuomas Huolopainen, como queriendo decir “oigan, no sólo Tolkki tenía buenas ideas, escuchen esto!”. Realmente es un final elaborado con la intención de mostrar que esto es Stratovarius hoy, que no le deben a nadie y no extrañan a nadie, que son capaces de componer estas potentes obras, con pasajes intrincados y que demuestran de qué están hechos cada uno de sus miembros, con un intermezzo de relajo donde Matías, Jens y Timo se relajan y nos relajan, para permitir a Kupiainen deleitarnos con un solo que nos recuerda a los momentos más inspirados de Tolkki que dejan claro definitivamente que nuestro querido Stratovarius dejó atrás la búsqueda de un nuevo sonido propio.

Cuando nos damos cuenta que los cincuenta y cuatro minutos y fracción terminaron, claramente no deja ningún gusto a poco como pudieron dejar quizás los discos anteriores. Al contrario, quedamos con ganas de más y esperando que pronto podamos escuchar nuevas composiciones en esta línea que el nuevo Stratovarius ya definitivamente está trazando. Veintisiete años de historia ya han transcurrido, muchos cambios en el estilo y en la formación, anécdotas, escándalos, pero por sobre todo, grandes obras de arte nos ha dejado esta gran banda que hoy nos vuelve a demostrar que el Power Metal no está muerto ni piensa estarlo; que Stratovarius, liderada por Timo Kotipelto en las voces y Jens Johansson en el teclado, acompañados por Lauri Porra en el bajo, Matías Kupiainen en las guitarras y Rolf Pilve en la batería, está lejos de dejar de entregarnos la magia de este estilo, esa potencia y elegancia que sólo se encuentra en el Power Metal. Los viudos de Tolkki cada vez van teniendo menos espacio para hablar mal de una banda que se ha sabido reinventar y crear un nuevo sonido para la banda que, definitivamente, sigue siendo Stratovarius.

 

Stratovarius

Hoy es el lanzamiento de «Eternal», el esperado nuevo trabajo en estudio de STRATOVARIUS (vía earMUSIC) que está disponible en 3 formatos: edición estándar en CD, edición limitada de lujo con CD + DVD que incluye grabaciones en el Loudpark Festival 2015 en Japón, y en un doble vinilo.

Como promoción de esta placa, los finlandeses estrenaron también el videoclip para el single «My Eternal Dream», canción que abre el LP y que puedes ver a continuación:

El tracklist de «Eternal»:

01. My Eternal Dream
02. Shine In The Dark
03. Rise Above It
04. Lost Without A Trace
05. Feeding The Fire
06. In My Line Of Work
07. Man In The Mirror
08. Few Are Those
09. Fire In Your Eyes
10. Lost Saga

Comenta Jens Johansson: «Desde ‘Polaris’, hemos lanzado un nuevo álbum de estudio cada 2 años. Pero después de ‘Nemesis’, decidimos tomarnos un poco más de tiempo libre después de terminar el tour mundial. Ahora que todos estamos bronceados y descansados, es tiempo de volver al trabajo. Todo el mundo ha estado muy ocupado los últimos meses escribiendo un montón de canciones nuevas, y sólo las mejores se han registrado para ‘Eternal’«.

 Stratovarius - Eternal

Stratovarius

STRATOVARIUS acaba de lanzar un mini documental de 12 minutos de «making of» de «Eternal», su nuevo disco de estudio, el cual sale al mercado el próximo 11 de Septiembre via earMusic. «Eternal» vendrá en 3 formatos: jewelcase, Deluxe (CD+DVD) y gatefold doble vinilo.

«Desde ‘Polaris’, hemos lanzado un nuevo álbum de estudio cada 2 años. Pero después de ‘Nemesis’, decidimos tomarnos un poco más de tiempo libre después de terminar el tour mundial. Ahora que todos estamos bronceados y descansados, es tiempo de volver al trabajo. Todo el mundo ha estado muy ocupado los últimos meses escribiendo un montón de canciones nuevas, y sólo las mejores se han registrado para ‘Eternal’« comentó Jens Johansson

El tracklist de «Eternal»:

01. My Eternal Dream
02. Shine In The Dark
03. Rise Above It
04. Lost Without A Trace
05. Feeding The Fire
06. In My Line Of Work
07. Man In The Mirror
08. Few Are Those
09. Fire In Your Eyes
10. Lost Saga

Stratovarius - Eternal

 Timo tolkki

A través de su cuenta Facebook, el legendario guitarrista Timo Tolkki reveló que el que haya estado «desaparecido» por más de un año, se debe a que estaba seriamente enfermo, sin que haya dado más datos de su enfermedad.

«Sé que muchos de ustedes se han estado preguntando porqué desaparecí. La razón es que por un año y medio he estado seriamente enfermo. Ahora me estoy empezando a sentir mejor. Espero que durante el próximo Otoño (Primavera para nuestro hemisferio) pueda empezar a planear la tercera parte y final de mi saga Avalon. Gracias por el apoyo. Timo«, se puede leer en el Facebook del guitarrista.

«Shine in The Dark» es la canción elegida como primer single de «Eternal», próximo álbum de STRATOVARIUS que saldrá al mercado el 11 de septiembre por earMUSIC.

El tracklist de «Eternal» es:

01. My Eternal Dream
02. Shine In The Dark
03. Rise Above It
04. Lost Without A Trace
05. Feeding The Fire
06. In My Line Of Work
07. Man In The Mirror
08. Few Are Those
09. Fire In Your Eyes
10. Lost Saga

El disco vendrá en 3 formatos: Edición estándar en CD, edición limitada de lujo con CD + DVD que incluye grabaciónes en el Loudpark Festival 2015 en Japón, y en un doble vinilo. Además, los finlandeses anunciaron que el «álbum» los llevará de gira mundial, que comenzará en octubre por Europa.

Stratovarius

Stratovarius - Eternal

 

Stratovarius

STRATOVARIUS postergó el lanzamiento de «Eternal» para el 11 se septiembre en Europa y el 18 del mismo mes en Estados Unidos.

El disco, que saldrá vía earMUSIC, vendrá en 3 formatos: Edición estándar en CD, edición limitada de lujo con CD + DVD que incluye grabaciónes en el Loudpark Festival 2015 en Japón, y en un doble vinilo.

El tracklist de «Eternal» es:

01. My Eternal Dream
02. Shine In The Dark
03. Rise Above It
04. Lost Without A Trace
05. Feeding The Fire
06. In My Line Of Work
07. Man In The Mirror
08. Few Are Those
09. Fire In Your Eyes
10. Lost Saga

Los finlandeses anunciaron también que el disco los llevará de gira mundial, que comenzará en octubre por Europa.

Esta será la portada del álbum:

Stratovarius - Eternal

 

Caterina Nix

«I’m Alive» es el nombre del primer single de CHAOS MAGIC, el nuevo proyecto de Timmo Tolkki que incluye en voces a nuestra compatriota Caterina Nix. El disco, que también lleva por nombre «Chaos Magic», tiene previsto su lanzamiento para los primeros días de Julio.

El tracklist de «Chaos Magic» es:

01. I’m Alive
02. Dangerous Game
03. One Drop Of Blood
04. Seraphim
05. From The Stars
06. A Little Too Late
07. Passionflow
08. Dead Memories
09. Please Don’t Tell Me
10. Right Now
11. The Point Of No Return

A continuación puedes ver el video clip de «I’m Alive»:

«Conocí a Timo en Chile hace algunos años, durante una de sus visitas con STRATOVARIUS. Recuerdo haber ido al meet and greet con la banda y Timo, y empezamos a conversar como si nos conociéramos hace mucho tiempo. Desarrollamos una agradable relación tipo amistad padre e hija y hemos estado en contacto desde ese tiempo. Un día decidí mandarle mi música sólo para ver su opinión y se mostró muy sorprendido. Ahí empezó todo».

«Siento que la música que creó Timo es muy actual, fuerte y que tiene algunos momentos muy delicados, sin perder el poder. Fue agradable para mi cantar estas bellas canciones. Eso lo mejor para poner emoción y pasión a los temas, pero me parece que no fue tan difícil porque estaba muy entusiasmada».

«Espero que este album llegue a lo profundo de quienes lo escuchen. Es muy poderoso y no hay nada que me haría más feliz que cantar estos temas en vivo, entregándome a la audiencia y sintiendo esa conexión, algo impagable para mi», comentó Caterina.

Caterina Nix - Chaos Magic

Los finlandeses de STRATOVARIUS han confirmado que el día 14 de Agosto de este 2015 pondrán a la venta su nuevo disco en estudio, que llevará por nombre «Eternal«, y que estará disponible vía EarMusic.

Stratovarius

El tecladista Jens Johansson comenta: «desde ‘Polaris‘ hemos lanzado un nuevo álbum en estudio más o menos cada dos años, pero después de ‘Nemesis‘ decidimos tomarnos un poco más de tiempo después de terminar la gira mundial. Ahora estamos todos listos y descansados y ya es hora de volver a trabajar. Todos hemos estado ocupados en los últimos meses escribiendo montones de nuevas canciones, y sólo hemos grabado las mejores para ‘Eternal«.

Conforme a lo señalado en el sitio oficial de la banda, el lanzamiento de este disco estará precedido por una performance en el Festival Wacken Open Air, y seguido por un tour mundial, con fechas confirmadas en Europa para Octubre y Noviembre.

stratovarius eternal

 

 

 

Stratovarius - Elements

Los finlandeses de STRATOVARIUS lanzarán, el próximo 04 de diciembre, y en diversos formatos, una reedición especial de sus discos Elements Pt. 1 y Elements Pt. 2, además de material inédito y un DVD con mezclas y rarezas.

Las versiones serán las siguientes :

* Edición Europea Limitada (3 CDs y un DVD)

  • CD1: Elements Pt.1
  • CD2: Elements Pt. 2
  • CD3: Canciones no previamente lanzadas y versiones en vivo.
  • DVD: Incluye la mezcla 5.1 de Elements Pt. 1 y Elements Pt. 2, y canciones no previamente lanzadas.

* Box set Edición Europea de Aniversario:

  • Los 3CD más un DVD digi-pak.
  • Un cassette de 30 minutos, que incluye demos y material inédito.
  • Polera con el artwork original del tour.
  • Reproducción del programa original del tour.

Este es el tracklist del CD3, con material no previamente lanzado:

01. Run Away
02. Into Deep Blue
03. Ride Like The Wind
04. Papillon (French Version)
05. Soul Of A Vagabond (live)
06. Destiny/Fantasia (live)
07. Forever (live)
08. Paradise (live)
09. Black Diamond (live)
10. Hunting High And Low (live)

Los demos incluidos en el cassette de la Edición Europea son los siguientes:

Lado A

1. I’m Still Alive (Drum Machine Cassette Demo)
2. Awaken The Giant (Drum Machine Cassette Demo)
3. Stratofortress (Drum Machine Cassette Demo)

Lado B

4. Heart Of An Eagle (Eagleheart) (Drum Machine Cassette Demo)
5. Season Of Faith’s Perfection (Drum Machine Cassette Demo)
6. A Drop In The Ocean (Drum Machine Cassette Demo)

stratovarius-elements

 

No es necesario hacer una introducción muy extensa para describir la importancia de Stratovarius en el desarrollo del estilo musical que nos convoca, y particularmente la que podríamos llamar a estas alturas la “escuela finlandesa”, con ese Heavy/Power Metal más orientado a lo técnico, virtuoso, melódico, con un teclado que no se limita a ambientar sino que muchas veces asume la posición de un shredder, entre otras cosas. Pero bien sabemos que en los últimos años la carrera de los finlandeses ha tenido bastantes nubarrones y tormentas, que paulatinamente se han ido disipando, con convicción y con ganas de resurgir y evocar sus tiempos de mayores glorias.

Así, con la incorporación del jovencísimo Rolf Pilve en las baquetas en reemplazo del gigante Jörg Michael, Stratovarius nos visitaría por séptima vez (haciendo su octavo concierto en estas tierras, tras el Monumental 1999, Víctor Jara 2000, Laberinto 2000, Gimnasio de San Miguel 2003, Caupolicán 2005, Broadway 2009 y Teletón 2011), en el marco de su “Nemesis World Tour”, a fin de defender en vivo el que probablemente sea el mejor de sus últimos trabajos, el impecable Nemesis, que para muchos –me incluyo– definitivamente consolida el proceso iniciado con Polaris (2009) y mejor encaminado con Elysium (2011), volviendo a poner a Strato en un sitial que jamás debió abandonar. Pero los buenos discos se defienden en directo y esta era la oportunidad para hacerlo, más aun considerando que el show de Strato el 2011 no fue de los mejores de su carrera –con un Timo Kotipelto con una voz bastante lastimada–, y las buenas sensaciones de su show del 2009 en Espacio Broadway tampoco perduraron demasiado. Por ello, la expectativa –al menos para quienes hemos tenido la fortuna de ver todos los shows de los finlandeses en estas tierras, desde su debut hasta ahora– era de ver un mejor show que los anteriores.

La cosa desde el inicio pintó para bien. Una discotheque Blondie, más acostumbrada a recibir a otro tipo de público, era la encargada de acoger a aproximadamente 1.200 metaleros que realmente llenaron cada uno de los rincones de este pequeño –de similares dimensiones a una cancha de baby si no me falla el ojo, quizás algo más chico–, subterráneo y calurosísimo lugar. Ya había tocado Edguy hace algunos años allí pero esta era una verdadera prueba de fuego para este recinto considerando que se presagiaba un lleno total, cosa que se ratificó al ver que incluso la escalinata que daba hacia la “cancha” estaba absolutamente repleta, lo que por suerte no causó mayores problemas, pero pudo haberlos provocado. Una muy sobria escenografía, con un telón de fondo que contaba con la presencia de la señorita alada en paños menores que adorna la portada de Nemesis destacaba como puesta en escena, más allá de la enorme bola Disco y los cubos a lo Episode que colgaban de la techumbre de la Blondie.

Así, a las 21.00 en punto, con escandinava puntualidad, se apagan las luces, comienzan los sones de la intro, y ante el fervor del público sale a escena Rolf Pilve a ubicarse detrás de sus tarros, para luego dar paso a Matias Kupiainen, Lauri Porra y al genial Jens Ola Johansson hacia su teclado en pendiente, dando inicio a Abandon, el opening track de Nemesis, ante una impresionante respuesta del público, incluso algo sorprendente. Qué decir cuando salió el gran Timo Antero Kotipelto, la voz de Finlandia, el tipo es extraordinariamente querido y acogido en estas tierras, no sólo por su portentosa e influyente voz, sino también por su sencillez y sobre todo por ser un agente importantísimo en evitar que Stratovarius muriera cuando todo indicaba que sus caminos tenían un final más cercano de lo que uno quisiese. Todo eso, más el innegable gusto que Nemesis provocó en la fanaticada nacional, se amalgamó para generar un enorme y muy intenso inicio de show, con un público que coreó el “freedooooom” con la furia con que se gritan los clásicos.

Sin concesión alguna, vendría el primer gran clásico de la noche, la rapidísima Speed Of Light. A esas alturas si bien Kotipelto sabía que el coro completo lo iba a cantar la gente –y de hecho así fue–, mostró una notoria recuperación de sus condiciones vocales respecto a sus shows anteriores –particularmente el del 2011–, lo cual no hizo menos que ponerme muy contento, conjuntamente con la estupenda performance de Kupiainen, cada vez más empoderado de su rol en las seis cuerdas. Además a esas alturas, entre el fervor del público y el calor reinante, la Blondie era un torrente de lava que ya me hacía llegar a otra conclusión: este era el show más “prendido” de Stratovarius en los últimos diez años en Chile, desde ese inolvidable concierto del Gimnasio de San Miguel el 2003 (el más masivo de los finlandeses hasta la fecha en nuestra tierra) que no se veía tal nivel de éxtasis en un show del quinteto escandinavo por estos lados. Fenomenal inicio, y con un sonido correcto al menos en esos momentos, pese a que la batería sonaba algo “tarrienta” y le faltaba algo de volumen a la voz.

Timo nos saluda, presenta al bisoño Pilve y nos dice que vamos con un tema de Nemesis, probablemente una de las canciones más inspiradas de Strato de los últimos años, la escucho-metal-mientras-hago-aerobox Halcyon Days. Uno se puede quedar con la caricatura de las bases derechamente techno que se encuentran en este tema, pero está tan bien hecho que uno, claro, se ríe un poco con el asunto medio punchi punchi pero al rato se engancha y se percata que está en presencia de una estupenda canción. Y así, un tono más abajo, lo que uno esperaba que podía ser un momento “Sensation White” terminó siendo un altísimo instante, en un formato algo menos protagónico de los sonidos envasados sino que más rockero, incluso con una onda algo sabbathiana con posterioridad al segundo coro. Excelente.

Matizando de muy buena manera su buen y dignísimo presente con su pasado esplendoroso, Strato sacó del baúl de los recuerdos otro tema de Episode, la gran Eternity, un tema que gusta mucho y cuyo coro también fue intensamente cantado por el respetable, tras lo cual Timo presenta a Jens Johansson (con la ovación respectiva) y nos hace volver al presente, con la estupenda midtempo Dragons, que con su onda muy Paradise fue una nueva prueba aprobada con honores, bolillas rojas y estrellitas por parte de Nemesis.

Llegaba el momento de dejar solo en el escenario al “toy boy” de Strato, el debutante Rolf Pilve. A estas alturas no hay muchos músicos del estilo que sean “sub 30” y este muchacho lo es, a tal punto que coetáneamente con, por ejemplo, Helloween lanzando el Keeper 1 a principios de 1987, el señor Pilve y su señora se hacían cariño con mucho amor y engendraban al que unos meses después sería un recién nacido Rolfito y unos años después el batero de una de las más grandes bandas del género. Y el muchacho tenía que mostrarse con un solo, que si bien fue correcto, tampoco fue la gran, gran cosa, seamos buenos, aunque por ahí tiró una pequeña gambeta insinuando la inconfundible intro de Painkiller, una de las mejores intro de la historia de la percusión. De todas formas el muchacho se mostró a la altura, era una instancia necesaria, aunque me pareció que sus momentos más destacados no estuvieron en el solo, sino que en algunos instantes en tres o cuatro temas donde pondría un poco de su cosecha, lo cual consideré valioso. Además, ¡la felicidad que proyectaba ese muchacho!, imagínense, tener 25 años y estar girando por el mundo tocando buena música.

Pasado el solo de Rolf “Pibe”, que a esas alturas ya tenía una bandera chilena en el “frontis” de su batería, llegaría uno de los mejores temas “post-clásicos” de Stratovarius, la gancherísima Eagleheart, que comenzó algo deslavada al principio pero fue tomando vuelo hasta finalmente enganchar con toda la energía y buena vibra que trae consigo este corte. Y tras los “Stra-to-variús, Stra-to-variús” de los poleras negras que nos tomamos ese templo del brit pop que es la Blondie, Timo nos dice algunas de sus palabras de buena crianza, que esperaba que cantáramos fuerte pero que no sabía que íbamos a estar tan “motherfucking loud”, que somos el mejor público, y luego presenta como compositor del siguiente tema a ese fenomenal bajista que es el profesor Lauri Porra, pues lo que seguía era la sensacional Fantasy, otro inspiradísimo corte de Nemesis y que encontró en el público una respuesta análoga a la de un clásico. Estupendo setlist, estupenda forma de mezclar pasado y presente.

Lo primero que se escuchó en vivo de Stratovarius en Chile, en la historia, fue la intro envasada de Destiny en el ya lejano Marzo de 1999 en el en ese entonces Teatro Monumental, hoy Caupolicán. Los más viejos nos acordaremos de que la misma intro fue utilizada por los bailarines del grupo de baile “Generación 2000” cuando se presentaron en el Festival de Viña. Pero más allá de esa anécdota, es un tema con buenas credenciales de inmortalidad y se demostró con su ejecución, con el genio de Johansson haciendo el solo gemelo con Matias Kupiainen, y con un intenso “o-oo-ooh” del público coreando la parte lenta de este largo pero contundente tema.

Queda solo en el escenario el bisnieto de Jean Sibelius, ese sensacional bajista que es Lauri Porra, que en dos o tres minutos se echó al bolsillo a todos con un solo muy bueno, contundente y conciso, donde mostró buena parte de sus técnicas y “chiches”, incluyendo un slap realmente sensacional. Dentro del mismo solo, Porra tomó una especie de… ¡¡trutruca!! pequeña, con la que hizo una especie de llamado ritual a la chilenidad y se mandó una base rítmica de cueca que endieciochó por algunos momentos al público asistente. Ya lo había hecho el 2005 pero nunca están de más los momentos como el que gestó el gran Lauri, que se llevó una ovación merecidísima.

El bajo de Lauri se quedó con el tuntun-tuntun-tuntun-tuntun mientras sus compañeros volvían paulatinamente al escenario, signo inequívoco de que lo que vendría sería The Kiss Of Judas, tema de Visions (1997), uno de los mejores discos de Heavy Metal de los años ’90 sin muchas dudas. Todo iba bien, intensa, coreada, pero a mediados del tema hubo algún tipo de falla eléctrica, desconozco su origen, pero la guitarra de Matias derechamente se murió, lo que causó cierto malestar, y uno que otro silbido y murmullo por parte del público. Finalmente se arregló –a medias, creo que la guitarra nunca recuperó el nivel en el que estaba hasta antes de este incidente–, pero quedó un gustillo algo amargo en esos instantes. Lamentable por un sonido que si bien no era irreprochable, hasta ese momento superaba largamente la barrera del “4”.

Timo nos miró con un rostro de “evaluador-contento” y nos dijo que como éramos un buen público, iban a tocar un tema que no estaban tocando en la gira, una “special song”, nada menos que Distant Skies del Fourth Dimension (1995). Personalmente fue uno de los temas que más disfruté de la noche, y si bien un factor importante para ello es que no estaba programada, lo más relevante es que es un tema definitivamente hecho para tocarse en vivo, pues tiene todos los elementos, es sencilla, entretenida, cantable, coreable y clásica. Se agradece la decisión de la banda de habernos regalado este tema y de habernos permitido corear los “oooo-o-o-ooo-oo-oooo”.

Nuevamente tras los “Stra-to-variús, Stra-to-variús” de un público prendidísimo y agradecido, Kotipelto nos anunció que sólo quedaría “un tema”, lo cual sabemos que no es cierto, pero había que cumplir con esa necesaria formalidad. Acto seguido Timo nos deja a Jens Johansson en el escenario. No vamos a descubrir ahora que el sueco es de los mejores tipos buenos para las teclas que alguna vez se haya dedicado al rock, pero siempre es un motivo de placer verlo en vivo, con su teclado en diagonal hacia abajo, sacando notas con la facilidad de los genios, y por cierto, cambiando el teclado a modo harpiscordio y dando inicio a uno de los temas más populares de Stratovarius, la inmortal Black Diamond, que obviamente desató el delirio de todos, más allá de que la guitarra de Kupiainen –como dijimos anteriormente– no sonaba como correspondía, pese a lo cual el guitarrista se dio maña para, simpáticamente, ir a meterse al teclado de Johansson y “ayudarlo” con un par de notas. Y así, a las 22.15 horas, se pondría fin a la primera parte del show.

Un par de minutos después la banda vuelve a escena, Timo nos dice que somos “amazing” y nos pregunta si queremos más, si estamos seguros. Ante una obvia respuesta afirmativa, Kotipelto nos anuncia un tema de Nemesis, su balada If The Story Is Over, que a mi juicio en estudio es una de las mejores baladas de la carrera de Strato, con ese silbido muy a lo película de Tarantino, los apoyos en los coros y la sensibilidad de Timo para con el resto de la música. Y si bien en vivo funcionó bien pues es un tema muy bonito, en una versión un poco más corta, creo que le faltó algo del brillo que sí tiene en estudio. Palabras aparte para el ¡peluche! que le lanzaron al profesor Kotipelto al inicio del tema.

Lo que vendría a continuación fue otro de los momentos altos del show, otro tema diseñado para funcionar el vivo, también del Fourth Dimension, la inmortal Against The Wind, con toda su vibra del “hay que pelear contra todo y no rendirse nunca nomás carajo”, su calidad de clásico de todos los tiempos y también por ser un tema súper coreable, especialmente al acompañar la guitarra de Kupiainen al momento de su solo. Fenomenal momento.

La Blondie era una verdadera olla a presión y definitivamente empezó a salir vapor del pitutito de la tapa cuando Strato nos impacta con la clasiquísima y ecológica Paradise, quizás el midtempo más clásico y querido de toda la carrera de los finlandeses. Y aquí quiero dedicar algunas palabras aparte para Kotipelto, es una percepción que tuve en varios temas pero particularmente en este: me dio la sensación de que de un tiempo a esta parte se dio cuenta que no era bueno que exigiera tanto su voz –por el desgaste propio de los años–, y eso lo ha llevado a cantar mucho mejor que en los años anteriores, mostrando no sólo ser un tipo talentoso sino que además muy inteligente y consciente de que el instrumento que más rápido se “agota” es la voz. Si fuese un entrenador de fútbol, pondría a los defensas de defensas y a los delanteros de delanteros, cosa que por más obvia que suene, definitivamente no sucede siempre, Timo no come vidrio, apura cuando tiene que apurar y se “guarda” un poco cuando tiene que hacerlo, muy bien por él y por nosotros, pues nos augura tenerlo en buen nivel por bastante tiempo. Tras esto, a las 22.35 horas, la banda volvió a retirarse del escenario.

Mientras duraba el encore, el público comenzó a pedir/exigir Father Time, saliendo de vuelta al escenario la banda con un Kotipelto haciendo un “salud” con un vaso que contenía “chilean red wine”, mientras Porra volvía a ejecutar esa “electric cueca feat. Stratovarius”. Nos señala que en este tour no están tocando Father Time y que quizás lo hagan en el próximo, lo que me pareció un pequeño pero muy importante gesto de humildad que denota que Timo respeta muchísimo a sus fans. Y nos cuenta que quedan dos canciones más –ahora sí era cierto–, siendo ahora el turno de Unbreakable, segundo tema de Nemesis, que contó con una de las mejores ejecuciones de la noche, un tema con mucho Power pese a no ser rápido y que fue muy disfrutado.

¿Tienen energía aún?”, “canten conmigo”, “quiero que sean el público más ruidoso del tour”, fueron algunas de las frases que nos lanzó Timo al presentar el último tema de la noche, Hunting High And Low del Infinite (2000), un corte absolutamente adecuado para cerrar un show, pues más allá de su calidad y de su pertenencia al núcleo “duro” de los clásicos de la banda, permite licencias como hacerla un poco más larga para hacer cantar al público, que primero gritó todo el coro, el “I am Hunting High and Low / diving from the sky above / looking for / more and more / once again / I’m Hunting High and Low / sometimes I may win / sometimes I lose / it’s just a game / that I play” completo. Hasta que Timo nos “provoca” (ayudado primero por Johansson al micrófono y luego por Porra) diciendo que estuvieron en Uruguay, que se van a México y estuvieron en Buenos Aires, pero que quiere que nosotros seamos los más ruidosos, así que ante tamaña invitación, los “HUNTING HIGH AND LOW!!” cantados por 1.200 gargantas deben aún estar retumbando en las paredes de la Blondie, en medio de una base rítmica que me recordó a “Luna de Miel” de los argentinos Virus. Así, tras una hora y cincuenta y cinco minutos de intenso show, la banda nos dio las gracias, nos hizo esa reverencia tan teatral como clásica y a estas alturas querida, y se retiró.

A mi juicio, y por suerte en el contexto de celebración de los doce años de PowerMetal.cl, este fue el mejor show de Stratovarius en los últimos diez años en Chile, recordando que en el del 2005 se notó a una banda algo tensa, el 2009 en la Broadway estaban iniciando una etapa de transición y el 2011 no tuvieron una gran jornada. Más allá del problema en la guitarra de Matias, el ambiente volvió a su punto de ebullición muy pronto, y se notó una banda consolidada, a la altura de su prestigio y de su importancia. Me dejó muy contento y con un buen sabor de boca, no sólo por el show en sí mismo sino que por la constatación de que una banda tan querida como Stratovarius definitivamente está de vuelta, con un excelente último disco, muy bien defendido en vivo, con un público cautivo e ilusionado y que los recibió muy calurosamente –pocas veces mejor utilizada esta palabra–. Y esto ya no es un intento ni un proceso: la segunda juventud del viejo y querido Strato es una realidad.

Setlist:

01. Intro / Abandon
02. Speed Of Light
03. Halcyon Days
04. Eternity
05. Dragons
06. Solo de batería de Rolf Pilve
07. Eagleheart
08. Fantasy
09. Destiny
10. Solo de bajo de Lauri Porra
11. The Kiss Of Judas
12. Distant Skies
13. Solo de teclado de Jens Johansson
14. Black Diamond
Encore:
15. If The Story Is Over
16. Against The Wind
17. Paradise
Encore 2:
18. Unbreakable
19. Hunting High And Low

REVISA AQUÍ LA GALERÍA DE FOTOS DEL CONCIERTO