La espera de ocho años finalmente terminó. Un largo periodo, que contó entre medio con dos visitas a nuestro país, en una calurosa tarde de enero de 2010, en el Club Hípico y la última hace poco más de un año y medio en el Estadio Monumental, con un recital a la carta. Son ocho años de silencio de Metallica por sí solos, aunque en este periodo lanzaron junto al tristemente fallecido Lou Reed el no menos polémico “Lulu”.

Cada lanzamiento de un álbum de Metallica está rodeado por una atmósfera de incertidumbre desde el radical cambio entre el “… And Justice for All” (1998) y el álbum “Metallica” (1991), más conocido como el “Álbum Negro”. Desde allí, cada disco muestra nuevas directrices de la banda, en los ’90 más orientadas a lo comercial y después ese experimento llamado “St. Anger” (2003). Afortunadamente para quienes gozamos principalmente de los discos ochenteros, llegó en 2008 el bien recibido “Death Magnetic”, donde Metallica lograba dar, en buena parte, con ese estilo que los llevó a la cima y los coronó como los más grandes del Thrash Metal.

Con estos antecedentes, se anunció este nuevo trabajo como disco doble, respecto del cual, poco a poco, nos fuimos enterando de más detalles, entre ellos tres temas como “adelantos”, que la banda tiene videoclips para cada una de las canciones de esta placa, y una curiosa próxima visita a Chile, al festival Lollapalooza durante abril del próximo año 2017.

El disco comienza con el tema homónimo y primer single, titulado Hardwired, un corte digno del Metallica clásico, al menos en intensidad. Sencillo y directo a la vena, quizás siguiendo la línea de las composiciones con que los californianos suelen abrir sus álbumes. Se siente de inmediato una evolución a una de las grandes críticas del álbum antecesor, que era ese sonido plástico, muy de computador con distorsiones de cartón. Al parecer, el productor Greg Fidelman, Lars y compañía entendieron el mensaje e hicieron las mejoras respectivas.

El segundo tema corresponde al tercer single, titulado Atlas, Rise!, una canción mid-tempo más enganchada a la onda noventera o a The Judas Kiss del Death Magnetic, si bien tiene un comienzo prometedor va decayendo con el pasar de los minutos, hasta que llega un magistral pasaje instrumental con toda la onda Heavy británica de los ’80. Se le pudo sacar más provecho a este segmento, sobre todo en la sección de las guitarras dobladas, donde James y Kirk tienen un doctorado en como hacer de estas partes inolvidables (Orion, Fight Fire With Fire, My Friend of Misery, entre otras).

Now That We Are Dead es el tercer tema del álbum, y la primera “novedad” para quienes ya habíamos incorporado los adelantos a nuestro ADN. Con un comienzo a medio tiempo y un riff bien del estilo de Judas Priest es un corte que progresa sin grandes sorpresas, dejando un poco de lado la potencia de las canciones iniciales, aunque con interesante trabajo de voces armónicas. Asumiendo lo odioso de las comparaciones, es una composición estilo “Load”, ni más ni menos.

Lo siguiente es la ya conocida Moth Into Flame, pues fue el segundo single del álbum, canción de comienzo Heavy que acelera en el pre-coro con un riff y velocidad estilo Disposable Heroes. Cuenta con un coro bien ganchero y nuevamente, una sección instrumental muy interesante pero algo corta, quizás era mejor evitar el verso y puente final en pos de dejar fluir el inmenso talento instrumental del cuarteto norteamericano.

El quinto corte se titula Dream No More, comienza con matices oscuros, al estilo Black Sabbath, y continúa con la voz duplicada de Hetfield (una alta y una baja) al unísono. El tema se mantiene en el riff pesado y denso por sobre la agilidad característica de la banda, cayendo quizás en cierta monotonía similar a la que encontramos en pasajes de Now That We Are Dead.

La última canción del primer disco se titula Halo on Fire, con un buen comienzo a dúo entre las guitarras eléctricas que dan paso a las acústicas y a un impecable James Hetfield en su faceta de cantante más “suave”. El tema va tomando velocidad y energía con los minutos, y finalmente la sección instrumental va acabando la canción con un magnífico riff melódico de la guitarra de James y buenos solos de Kirk Hammett. Es una composición que llena desde el punto de vista emocional y que cierra de muy buena manera la primera parte.

El segundo disco comienza con Confusion, de manera muy similar al clásico tema de Diamond Head, Am I Evil?, con ese golpeteo militar de la caja, que da paso a un ritmo bien Heavy que transcurre con ciertas similitudes durante todo el tema. Una canción sin mucha variedad y que quizás apela a su título para con el auditor.

Tras cartón aparece ManUNKind, con un comienzo acústico entre un bajo y una guitarra, muy My Friend of Misery que pronto estalla en un riff a contratiempo. Un tema muy progresivo de Metallica, quizás no se veía algo así desde …And Justice for All, donde Metallica hizo un guiño a los tempos diferentes del habitual 4/4, logrando además de buenas canciones, dificultad para los músicos aficionados. Los casi siete minutos de ManUnkind muestran generosamente la calidad instrumental y lo perfilan como uno de los mejores momentos del álbum.

El tercer tema del segundo álbum se titula Here Comes Revenge, con un comienzo a trallazo limpio que desemboca en el riff principal de la canción. El tema cuenta con diferentes velocidades, el verso se sitúa en un ambiente casi sin instrumentos, un coro pegajoso y una sección instrumental de buen ritmo. Es un corte que tiene la intención de ser más, pero se torna algo repetitivo.

Am I Savage? es el nombre de la cuarta canción del segundo disco, un corte muy denso desde la perspectiva del ritmo y que se aleja de lo que Metallica hizo en su disco anterior. Va más bien en la línea de canciones como Bleeding Me de “Load”. Algo similar ocurre con el tema que le sucede, titulado Murder One, son dos canciones con muy representativos del Metallica de los ’90, que no significa que sean malos, pero cuesta asimilar tanta variedad en el disco… hay para todos los gustos.

Siempre he pensado que las bandas Heavy dejan para el final temas con cierto dejo melancólico o algún corte épico, que hacen que uno desee más y más, por ejemplo, Rime of the Ancient Mariner de Iron Maiden, Lochness y Future of Mankind de Judas Priest por dar algunos ejemplos. Metallica siempre ha ido en contra de esto, por lo general cierra los discos con temas que vuelan los sesos (Dyers Eve, Damage Inc, My Apocalypse, etc) y esta vez no ha sido la excepción con la genial Spit Out The Bone, la guinda de la torta. Un tema rudo de principio a fin, que incluye un excelente solo de Robert Trujillo en la sección instrumental y que nunca decae en velocidad, destacando además unas muy bien logradas armonías vocales.

Este tema nos hace recordar los mejores días de Metallica y hace concluir que la real intención del álbum es repasar todas las épocas de la banda, desde el Thrash más “puro” hasta los temas comerciales pasando por canciones densas, y quizás la única época omitida es la del “St. Anger”. ¿Es un buen disco? ¡Por supuesto! No es el mejor, no es lo que se esperaba, pero nos deja claro que Hetfield, Ulrich, Hammett y Trujillo se sienten orgullosos de cada paso que han dado en “la metálica”, desde el éxito rotundo entre los más puristas del Rock hasta los más momentos más cuestionados. Esperemos ver varias de estas nuevas canciones en el recital de abril, en especial aquellos que más nos hayan gustado, pues si hay algo que tiene el disco, definitivamente, es variedad.

 

 

28 comentarios
  1. Gonzalo Andres Flores Salgado Dice:

    ley dos parrafos del review y presiento que anduvo por aca el hombre del maletin!!

    • Darío Sanhueza D.L.C Dice:

      Sí, vinieron James Hetfield personalmente junto al chico Lars con un maletín y entregaron un tonelada de dólares!!

    • GriFFo Dice:

      Más wn q creer q porque a alguien le gusta algo q a tí no le están pagando para decirlo jajajaja pa vo especialmente van a bajar esos wns del olimpo pa q digan q su disco está bueno en una página chilensis jajajajajaja

  2. Mauricio Astudillo Dice:

    Difiero del comienzo, porque para mí Dead Magnetic es un disco absolutamente olvidable.

    Este disco lo encuentro mejor que el dead, pero la voz de Hetfield no me puede gustar, con coros muy débiles (falta una segunda voz que apoye). Lo demás bien, se ve un ánimo de Metallica de hacer mejor música (Lars suena harto mejor, y Kirk tratando de no usar tanto el wha).

  3. Blasfemus Profanus Paganus Ate Dice:

    muy buen disco, y se agradece el doble bombo, algo q los mediocres nunca tendran

  4. Gaburieu Dice:

    Muy buen disco, lamentablemente Metallica, desde hace años, que sufre el efecto sonata arctica y ultimamente ROF, cualquier cosa que hagan sera sinonimo de mierda.
    Yo soy seguidor de ellos desde el 96 app, cuando salio el Load, y en lo personal, no espero que vuelvan a la epoca de sus 3 primeros discos, hace decadas que se alejaron de ese estilo, y no volveran.
    Rescato, y es una de las razones por las cuales los sigo, que hacen lo que quieren musicalmente, lo que les agrade, y eso provoco el enojo de los “fans” mas acerrimos del grupo.
    Es una banda que no vive pegada en un solo estilo, como Maiden lo hizo por decadas, o Stratovarius tambien, entre otras, las que ironicamente, no reciben las mismas criticas de Metallica, solo por ser “fieles” a su estilo, aunque hagan discos de mierda.
    Me alargue, pero me agrado mas el disco 1, le dare mas vueltas al segundo estos dias, pero ahora llevo pocas escuchas.

    • Franco Meneses Dice:

      Yo creo que al revés lo que dices, si bien metallica vario su estilo, a mi parecer lo hizo por lucro…. encambio Maiden, Strato y otros mantuvieron el estilo firme…

      No esta mal lucrar sino la forma.. Maiden lucra un montón pero su musica no es “vendida”.. y eso hace en lo personal que Metallica no me guste tanto como otras bandas… Es solo mi opinion

    • Michael Prado Fernández Dice:

      Pffft! Decir semejante cosa de RoF es andar (como decimos acá en Costa Rica) DETRÁS DEL PALO!

  5. GriFFo Dice:

    tiene algo interesante este disco, a medida q lo vas escuchando más veces de a poco te vas encariñando con más temas, no creo logre agarrarle el gusto a todo el disco, pero Atlas, Rise!, Moth Into Flame, Hardwired, Spit Out The Bone y Confusion ya lograron convencerme, alguno más que el otro claro… lo mejor del disco es definitivamente q puedes notar a qué disco le están haciendo una suerte de homenaje…

  6. Nelson Dice:

    Aun no lo escucho completo, solo los singles más confusion, dream no more, manukind; y eso ya me tiene satisfecho;al que le gusta Metallica le va gustar así de simple; todas esas canciones son el Metallica post And justice for all…y se agradece por lo demás que se hayan recordado de “tributar” la época de los Load. Harto sonido stoner y sabbathico combinado con el rock noventero de la banda. Gracias a Jaime por recordarme del grande tema que es Lochness…y grande Metallica !

  7. Hansen25 Dice:

    Solo se rescatan 2 o con cuea 3 temas, y los que se rescatan, de 1 a 10 son un 5, pero esos que se rescatan son muuuuuuucho mejores que ultimo álbum completo de maiden,, esa weá si que es basura, en cuanto a la nota,, esta pagina hace tiempo que las esta regalando…

  8. Guyo Dice:

    “los más grandes del Thrash Metal”, no solo de eso, del metal, y del rock, la banda mas grande del mundo diría yo, desde zeppelin, y queen, están a esa altura

  9. rodrigo alex pérez ☭ Dice:

    es un compendio de toda su carrera, de todas sus influencias, es como load+black album pero con una energia citando influencias tipo judas y black sabbath, los 3 temas rápidos y largos muy en onda del justice. omitiendo las aburridas manunkind, am i savage y confusion, mejor hubieran sacado 9 temas, porque el disc 2 se siente re aburrido… le pongo el promedio de su carrera entonces un 7 de 10

  10. Oscar M. Dice:

    No es lo que esperaba pero es un disco interesante y que realmente repasa los ultimos discos de la banda es pasable pero se pudo hacer algo mejor.
    por ejemplo Spit Out The Bone es un tema notable, lo que significa que si quieren pueden dar mas.

  11. The Groundhog Dice:

    Album disparejo y variado. Con mas ganas de traer de vuelta al Metallica de los 90´s que de los 80´s. Para mi gusto no había necesidad de hacer 2 discos porque derechamente sobran un par de canciones. El trabajo que hicieron con los videos me parece lejos lo mejor. De hecho es muy aconsejable darse la paja de escuchar el album viendo los videos.
    Metallica hace rato que vienen haciendo lo que se les para el hoyo, por lo que no dudo de la honestidad del disco, solo que uno siempre quiere/ espera más, pero eso no es culpa de la banda.
    La nota 8,3 me parece un poco alta, pero es Metallica así que todo bien.

  12. ricardo45 Dice:

    Es un buen disco. Y es triste que a estas altura, exista gente que quiera escuchar los METALLICA de los 80. Por favor terminen ya de asimilar que los metallica son músicos versátiles y pueden tocar libremente lo que deseen les guste a algunos fans o no. Imagínense si detallásemos a los demás grupos: slayer, los mismos riff the guitarras monótonos y simplemente bastante amateurs desde hace 20 años, lo que podría verse como falta de creatividad para componer….Megadeth: mustaine hace años que no canta, solo habla a través de las canciones y con ritmo para no salirse…aparte de eso canciones bastante repetitivas….Anthrax: sus lineas melódicas (vocales) nunca han ido en concordancia con las canciones…Iron Maiden: creo que los últimos 5 discos han sido mas de lo mismo etc etc etc…Entonces pregunto: es acaso la idea hacer una inquisición musical de las grandes e inmortales bandas de rock? ……verdad que no? ………..entonces sencillamente disfruten la música carajo, que bastante mierda escuchamos en la calle….

  13. Juanc Dice:

    No sabía que “…And Justice” fuese del 1998. Con ese nivel rigurosidad en la información dejé de leer inmediatamente el artículo. Siete líneas alcancé.

Los comentarios están desactivados.