Lo que más me llamó la atención cuando escuché por primera vez el Theater Of Salvation (otro álbum de Edguy), hace un par de años, fue cómo diablos esta banda, con la poca experiencia que contaban, era capaz de hacer algo tan bueno como lo que tenía en mis manos, y me emocionaba pensar que sus mejores discos estaban aún por venir.

Y así fue. Esperé a que se concretara el proyecto de Tobias Sammet, Avantasia, el cual me fascinó, al igual que el remake de The Savage Poetry, pero nunca pensé que Mandrake iba a ser tan bueno. Sólo tengo elogios para esta nueva placa. Lo que pasa es que es lo mejor que ha sacado Edguy hasta la fecha. Más importante, Tobias y compañía, con este trabajo, han logrado consolidar una identidad propia, además de confirmar que hace ya mucho tiempo que Edguy dejó de ser una promesa dentro del metal teutón.

Mandrake sigue la línea del Theater…, es decir, un power metal sencillo y sin adornos, agradable, entretenido y emotivo, pero en versión mejorada. Se aprecia como la banda ha mejorado tanto en la composición como en performance. Las canciones son un poco más heavy, más variadas y pegajosas, mientras que el trabajo de guitarra de Jens Ludwig y Dirk Sauer muestra un gran progreso. Ni hablar de Tobias, hoy uno de los mejores cantantes del género.

Personalmente, pienso que este disco, en lo que se refiere a la música, no tiene puntos bajos. Tears Of Mandrake, la fabulosa Jerusalem, All The Clowns y especialmente Painting On The Wall, cualquiera de ellas está tallada para transformarse en un “hit” (si existe dicho termino en el metal) por la facilidad cómo dichas melodías se graban en la cabeza. Es posible encontrar también algunos himnos de Power Metal (temas rápidos y con coros en tonos mayores) tales como Fallen Angels, Save Us Now y Golden Dawn. Esta última, además de ser poderosa y variada, es extremadamente emotiva, por lo que, sin exagerar, llega nivel de temas como Eagle Fly Free (!)… con eso todo está dicho. Junta con Nailed To The Wheel, de corte más heavy, es mi canción predilecta del Mandrake.

Lo único flojo, a mi parecer, es la producción: el sonido es muy a lo Stratovarius, lo que se justifica porque Mandrake fue mezclado y masterizado en Finnvox-Studio, el mismo lugar donde se cuecen las obras de los finlandeses. Sería bueno que para el próximo disco buscaran un sonido exclusivo para la banda.

No sólo estamos hablando del mejor trabajo de Edguy, sino de uno que los va a llevar hacia las ligas mayores del power metal, además de hacer una gira mundial. Es de esperar que para el próximo año Tobias y los suyos toquen en suelo chileno.

3 comentarios
  1. Father Time Dice:

    Buen review, pero creo que «Mandrake» ni siquiera se acerca a las joyas de power metal que representan «Vain Glory Opera» y «Theater of Salvation».
    A partir de «Mandrake» EDGUY mostró la nueva orientación que seguiría la banda, claro es fácil decirlo ahora, a prácticamente 10 años de este lanzamiento, ya que a partir de este disco se fusionan el power metal de la escuela tradicional con nuevos tintes más heavy metal y hardrockeros, que más tarde siempre estarían presentes en todos y cada uno de los álbumes que grabaría Tobias Sammet… tanto con EDGUY como en su monumental proyecto personal, AVANTASIA.

    Saludos a todos.

    HEAVY METAL IS THE LAW !!!

  2. chasconmalaclase Dice:

    sin animo de polemizar no estoy para nada deacuerdo contigo father time, para mi este disco es de mejor de edguy, melódico, acelerado, buenas letras, aparte que me trae recuerdos del colegio y de cuando los vi en vivo en el antiguo teatro providencia (puta que buen concierto, una de las mejores cosas que he estado), ya después la banda empezó a cambiar, orientada mas al hard rock, pero bueno, será la evolución de las bandas… en todo caso es mi opinión nomas, muyyy subjetiva saludos a todos

  3. Diego A. Arcis Dice:

    que buen disco, los conocí en «theatre of salvation», pero este es un discazo!!!!

Los comentarios están desactivados.